Google

miércoles, 14 de septiembre de 2011

¡Vamos al cole!

El lunes día 12 era el primer día de colegio. Teníamos que ir con nuestro hijo a conocer a la maestra y a hablar con ella un rato. Nos tocó ir a las cuatro y cuarto de la tarde.

Nos recibió María, su maestra, en la puerta de la clase. El aula es bastante grande, con los típicos grupos de mesas pequeñitas para los niños. Tenían muchos juguetes y unos lavabos adaptados al tamaño de los niños.

María cogió a mi niño de la mano y le enseñó donde estaba todo. Lo acompañó a que viera el lavabo y después pusieron juntos su foto en la que va a ser su percha este curso.

Cuando le había enseñado todas las cosas, sacó un garaje de coches para que jugara mientras hablaba con nosotros. Me dio buena impresión, parecía muy tranquila y cariñosa.

Estuvimos un rato hablando, nos dio el calendario escolar y las normas y nos despedimos hasta el día siguiente.

Mi niño se desilusionó un poco porque no estaban sus amiguitos. Él se había hecho a la idea de que iba a llegar y ya iba a haber niños para jugar.

Ayer fue una hora y media por la tarde, de 3 a 4 y media. Cuando lo fuimos a buscar estaba muy contento. La maestra nos dijo que había estado muy bien todo el rato.

Ya me contó con qué niños había jugado y me dijo sus nombres. Yo creo que se lo pasó bien y espero que no tenga problemas de adaptación, aunque nunca se sabe. A veces pasa que el primer día están tan contentos pero luego cuando llevas varios días y ven que tienen que ir cada día es cuando les da por llorar.

Ya os iré contando, pero de momento la incorporación al cole está yendo muy bien.

Etiquetas:

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home