Google

jueves, 10 de marzo de 2011

Unos días de descanso vienen bien

Gracias a que en Barcelona hemos tenido un lunes festivo inesperado, he podido coger unas mini vacaciones y nos hemos ido unos días a descansar y a desconectar.

Con el estrés del trabajo me ha pasado algo que hacía mucho que no me pasaba, que es soñar con cosas relacionadas con el trabajo. Normalmente desconecto fácilmente, pero estos días me ha llegado a costar desconectar de verdad.

Uno de los días pudimos acercarnos a Panticosa. Es un pueblo que me gusta bastante, si no fuera por el bullicio de los esquiadores, que estos días estaban por todas partes.

Os dejo unas pocas fotos, hacía un día precioso, pero era ya por la tarde y no pude hacer fotos tan bonitas como me hubiera gustado.

En esta foto, si os fijais podéis ver el telecabina que sube por la ladera a las pistas de esquí.



Esto es el centro del pueblo, la iglesia queda a la izquierda en la calle.


Ahora se ve mejor la iglesia... Sí, no estais viendo visiones, en el restaurante hay vacas. Pero que conste que son de mentira.


Me encanta ver los picos nevados. Lástima que siempre hay algún cable enmedio y no me deja hacer la foto...



Otra vista del pueblo, con la nieve al fondo.



El trenecito iba llevando a los esquiadores desde el aparcamiento junto a los remontes hasta los hoteles del pueblo.



Me han sentado de maravilla estos días, es fantástico poder estar sin pensar en el reloj todo el tiempo. El peque se lo ha pasado en grande.

Ahora a volver a la rutina y a pensar en que ya falta menos para Semana Santa y por tanto para tener de nuevo vacaciones.

He venido tan relajada que me está costando ponerme en marcha. Incluso me sorprende que ayer en mi primer día de trabajo no me enfadé en todo el día ¡Increíble! Aquí lo normal es que nada más llegar ya empiezo a enfadarme…

Etiquetas: , ,

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home